miércoles, mayo 02, 2007

Otra Final Four marcada por los bases



La Final Four de la pasada temporada nos enseñó que, para aspirar a ganar un torneo, había que tener a uno de los mejores bases de la competición. En aquel entonces tanto el Barça con Shammond Williams, el Maccabi con Will Solomon, el TAU con Prigioni y el CSKA con Papaloukas evidenciaron esta tendencia. Al final el más competitivo fue el que tenía mayor equilibrio en todos los aspectos, el CSKA, que reunía al mejor entrenador, Ettore Messina, el mejor base, Papaloukas, el mejor tirador, Trajan Langdon el francotirador de Alaska, y el mejor juego interior con Smodis, Savrasenko yVan der Spiegel, faltando la joya de la corona como el danés David Andersen que se pasó media temporada lesionado. Para estar en la fase final debes contar con un buen base pero para ser competitivo debes tener mayor equilibrio, pero Messina tuvo un detalle para anunciarnos meses atrás el secreto para ganar un torneo. Tener otro base de calidad para ser ganador. Y en el CSKA estaba Holden.

Valga reconocer que el CSKA se midió al Barça en la semifinal, una semifinal en la que el Barça era un equipo muy simple pero que estaba ahi gracias a Shammond. Williams, era la imagen del Barça, el líder en la pista y capaz de lo mejor y de lo peor en un partido. Gracias a él el Barça llegó tan alto con una plantilla muy justa. Con un Navarro claudicando ante la evidencia y un juego interior que daba mucha pena, con el hermanísimo, Marconato, Kakiouzis y Fucka tirando del carro. Lo cierto es que las opciones del Barça pasaban por un estelar Williams y que la experiencia de Fucka nos llevara a la final. Y se cumplió, el Barça dominó la situación gracias a estos dos pero no se supo gobernar el partido en los minutos finales. Ahora se habla del tercer cuarto pero la temporada pasada eran los últimos cinco minutos del partido. Hubo quiénes sostenían que fue el arbitraje el que alejó al Barça de esa final, yo sostuve que más que el arbitraje fue el vértigo por ganar.

Sin embargo el CSKA mostraba una apuesta innovadora. Dos bases excelsos que se combinaban a la perfección, Holden y Papaloukas. Podían jugar juntos o reemplazar uno al otro. Daba igual pero el entrenador contrario no sabía como alterar la propuesta de Messina. Ivanovic perdió la batalla de los bases cuando Holden y Papaloukas permanecieron en pista. Anularon a Williams y se hicieron amos de la posesión. Ambos con 19 puntos neutralizaron los 24 puntos del base azulgrana. La final contra el Maccabi sucedió lo mismo, por parte hebrea estaba Will Solomon que jugó 35 minutos del partido mientras que Papaloukas y Holden contrastarrestaron por parte moscovita. Messina se adelantó a su tiempo y dió una guía segura de como ganar un torneo.

En las selecciones tomaron nota Pepu Hernández en la selección española y Giannakis por parte griega. Ni americanos ni argentinos tomaron nota de ello al confiar sólamente en Chris Paul y Pepe Sánchez. Quién tenía más de dos bases de calidad estuvo en la final. Pero una vez más se evidenció que los cuatro mejores equipos tenían a los cuatro mejores bases titulares, con Calderón, Papaloukas, Chris Paul y Pepe Sánchez. Estuvieron en la final los que tenían mejores gregarios, la selección de Pepu con Carlos Cabezas y la griega con Diamantidis. La argentina no supo valorar el talento de Prigioni.

Messina se adelantó a todos y el resto de entrenadores no dudaron en copiarle el método. Bajo la máxima que todo equipo debería reunir más de dos bases se construyeron las plantillas que deberían disputar el cetro europeo a los rusos. Dos de los cuatro equipos ya reunían a dos bases de calidad en sus plantillas. Unicaja con Carlos Cabezas y Pepe Sánchez y el CSKA con los mencionados Holden y Papaloukas. Los equipos que cambiaron fueron el Panathinaikos con Diamantidis y Tony Delk y el TAU por partida triple con Prigioni, Rakocevic y Planinic.

Lógicamente hay muchos condicionantes para aspirar a la final. El Barça, a parte de sólo disponer de un sólo argumento como era Williams, tuvo vértigo y el arbitraje tuvo su importancia. El TAU cayó contra el Maccabi por los intangibles, ya que no es lógico en una semifinal encajar 51 puntos en la primera mitad. Influyó también la inexperiencia de Perasovic ya que no es lógico perder de 20 puntos en apenas 15 minutos de partido. También influye la táctica, y Pini Gherson y Messina son especialistas en la pizarra. Todo influye, es lógico, sin eso el baloncesto sería un deporte sencillo sin apenas emoción que se resumiría en el papel de dos jugadores. Es algo más, pero Messina se adelantó y curiosamente los equipos que mejor le han sabido copiar están allí, en Atenas.




Foto: En portada, Papalokas y Holden frente al base titular del Maccabi Will Binum.



Etiquetas: ,

14 Comments:

At 2/5/07 12:12, Blogger david said...

@ capi
En resumen, que las finales (o los partidos decisivos) se ganan gracias a la dirección del juego, y no sólo a la ejecución (cosa que piensan muchos). Siempre he apoyado esta teoría, pues un buen base garantiza motivación y decisión en momentos complicados.

@ velimir (del post anterior)
Eres un crack!!!! Grandes comentarios y mejor expresados.

 
At 2/5/07 12:20, Blogger Capità Enciam said...

Si pero ahora las finales se ganan con tener a más de dos jugadores capaces de garantizar la dirección del juego. De ahí que la propuesta del Baskonia con Rakocevic, Prigioni y Planinic me generara tantas simpatías.

 
At 2/5/07 12:52, Blogger david said...

@ capi
Por supuesto. La filosofía es tener a los 5 en pista jugando al 110%. Y por supuesto, no dejar respirar al contrario en ningún momento.

 
At 2/5/07 12:57, Blogger EL ZANGUANGO said...

Buenos dias,
Esta final es de la que se puede hablar menos en la historia de las finales. Me da igual quien es el mejor equipo(CSKA), quien tiene a los mejores bases, que equipo domina la zona con más claridad, las mejores chearleaders, etc.,....
Esta Copa de Europa SE JUEGA EN GRECIA AMIGOS, Y EL ANFITRION ES GRIEGO TAMBIEN!!!
No malgasteis tiempo en analisis porque el pescao esta vendido.

 
At 2/5/07 13:20, Blogger Capità Enciam said...

@el zanguango,

a excepción del Real Madrid en el 96, el Panathinaikos en el 98, Barça en el 2004 y del Maccabi 2004, ningún equipo ha sido ganador siendo el anfitrión.

Ni el Barça en el 91 en Zaragoza,ni el PAOK en la Paz y la Amistad en el 93, ni el Kinder de Bolonia en el 2002, ni el CSKA en el 2005 ganaron como anfitriones.

Sobre los griegos de dos Final Four sólo han ganado una como anfitriones y no fue en la cancha propia sino en la del PAOK...

@david,

a quien es de favorito?

 
At 2/5/07 14:34, Blogger david said...

@ capi

Mi principal favorito es el Panathinaikos. Por ser anfitrión, y por como los he visto jugar. Como dice Kantinu, un rodillo.

Mi segundo favorito es el CSKA, que además de tener al jugador a quién más admiro (Theo Papaloukas) es el que mejor practica (enfoca, dirige) el baloncesto en la actualidad.

Del Baskonia espero que haga un buen papel. Me gustaría que ganasen el título, pues se lo merecen, y tienen mis simpatías. Pero a pesar de Maljkovic, los veo un peldaño por debajo de los dos primeros.

Y el Málaga, está como patito feo pero con ganas de dar guerra. No practican un baloncesto que esté a la altura de cualquiera de los 3 primeros. No están ni 3 peldaños por debajo en calidad ni colectiva ni individual. Pero a un partido... puede pasar de todo. Dos partidos al 140% de su potencial, es mucho más difícil.

Saludos!!!

 
At 2/5/07 16:57, Blogger Capità Enciam said...

@david y zanguango,

yo me mojo por Baskonia CSKA en la final aunque ya sabeis como soy yo para los pronósticos. Obviamente Panathinaikos tiene mayor profundidad pero muestra una mayor irregularidad que los baskonistas.

 
At 2/5/07 17:17, Blogger EL ZANGUANGO said...

Que gran ovacion a Kasun en el Palu el otro dia eh, jajajaja,

 
At 2/5/07 19:51, Anonymous Daniel Arias said...

El Pana por calidad es el favorito.
Lo que dices de la dirección de juego no estoy de acuerdo. Yo apuesto siempre por un base titular muy bueno, y un suplente comprometido, defensor y capaz de cambair el ritmo del partido cuando se necesite.
Lo ideal...Solozabal y Costa.
Actualmente....Apostaría por Saras de 1 y Mario de suplente. Pero eso es cuestión de gustos, Ya que por lo que veo, Capi y todos sois de una plantilla amplia, y yo soy partidario de un 5 definido y 3 jugadores más. Pero bueno...

 
At 2/5/07 20:07, Blogger Capità Enciam said...

@daniel arias,

el planteamiento que me ofreces es el que tuvo el Barça la temporada pasada con Williams y Ed Cota. Un desastre. Ahora bien, tuvo su éxito con Sarunas y Nacho Rodríguez, pero la realidad es que el baloncesto europeo ha evolucionado.

De todos modos, lo que quise reflejar es que los equipos que han llegado tienen a dos bases de mucha calidad en la plantilla mientras que los equipos que no han apostado por ese modelo, Barça (Lakovic y Ukic) y Maccabi (Bynum)se han quedado atrás.

Tema Mario Fernández, no lo contemplo como suplente, debe ser base titular bien en un equipo pequeño para prepararse a dar el salto en un grande

 
At 2/5/07 20:55, Blogger ava_adore said...

buen post, y una teoria muy interesante.

saludos!

 
At 2/5/07 23:07, Anonymous Molidevent said...

Excelente post . Espero leer aquí las previas de Atenas....

Saludos gran capita.

 
At 2/5/07 23:31, Anonymous Daniel Arias said...

Capi es que los 2 que me dices son LAMENTRABLES.
Por ejemplo, tienes de 1 a Saras, jugando 30minutos de 1 y 5 de dos, y tienes a un suplente tipo Mario que juegue 15 minutos. Creo que es lo ideal.
Pero son opiniones.
Ya eras más evertonista o no?

 
At 3/5/07 12:07, Blogger Capità Enciam said...

@molidevent,

confío en tu lectura.

@daniel arias,

cuando acabe la temporada te prometo un post de bases para el Barça.

 

Publicar un comentario

<< Home