miércoles, octubre 18, 2006

El librito de Pesic

Image Hosted by ImageShack.us


Seis partidos, seis victorias, un título y liderato compartido con TAU Baskonia y Real Madrid. A Svetislav Pesic le van bien las cosas en Girona y su equipo lo demuestra cada día. Apenas dos meses del comienzo de temporada y su equipo desarrolla un juego basado en el dinamismo, la presión balcánica y unos jugadores dispuestos a luchar segundo a segundo. El mismo librito que le ha hecho ser campeón del mundo y de Europa con Serbia, campeón de Europa con la selección Alemana, campeón de Europa, ACB y Copa del Rey con el Barça. Un librito sin secretos, eficaz y eficiente, pero que no deja indiferente a nadie y caracterizado por generar controversia alla donde va.

Pesic es discípulo de la escuela balcánica. Forjó su leyenda al conquistar el Eurobasket con Alemania y la Copa Korac con el Alba de Berlín. Una capacidad de auto-convencimiento que no pasó desapercibida por Salvador Alemany para sustituir a Aíto y empezar un nuevo proyecto rompiendo con el pasado. Tabula Rasa en el Palau. Se liquidó al estimado Rentzias, al valorado Arturas Karnisovas, al saltarín Digbeu y a un ex-discípulo suyo como Ademola Okulaja. No tembló el pulso, y menos teniendo el respaldo de Alemany para hacer una plantilla a su gusto. Pesic disponía de la ventaja de la dirección, el principal pilar. Jasikevicius y Nacho Rodríguez. Un imberbe Juan Carlos Navarro y un pilar en las alturas como era Roberto Dueñas. Y eso que se fue Pau Gasol. Un equipo en definitiva ya acostumbrado a ganar, ACB y Copa del Rey frente al Real Madrid. Lo que tenía Pesic entre manos era un proyecto fabuloso para encumbrar su carrera. Una apuesta segura.

Para cimentar la seguridad construyó el equipo en torno a la posesión. Como todo equipo balcánico. Si bien la escuela italiana centra más en el físico la progresión en el juego, la escuela balcánica es más directa. El talento mueve el balón mientras el físico se antepone a la maestría. Si la italiana busca el dominio la balcánica busca el ritmo y la intensidad en el juego. Ataques dinámicos o bien asperos o estáticos. El Barça en aquel entonces podía elegir como jugaba, al ritmo de Jasikevicius o al ritmo de Bodiroga. No importaba. Ganaban igual.

La intensidad defensiva y el ritmo de juego son las facetas más importantes del librito de Pesic. Una de las diferencias frente a su antecesor, Aíto, se destacaba en el trato al balón. Con Aíto se corría detrás o delante del balón, daba igual si la causa era correr, mientras que con Pesic el dinamismo se centraba únicamente en la pelota. El balón como lo más importante del juego, moverlo y protegerlo. La posesión como dogma de fe. Los equipos de Aíto son más vistosos por carecer de ese motivo mientras que según que partido de Pesic podrían ser incomprensiblemente ásperos. Pero efectivos.

Un servidor se confiesa admirador de Pesic por ese planteamiento del juego.Si Aito basaba su juego en la dominación de los hombres Pesic lo basaba con la dominación al balón. Al Palau instaló el concepto de sangre, sudor y lágrimas, hasta el punto que muchos espectadores comenzaron a percibir la belleza de un estilo distinto al que se les tenía acostumbrados. Una belleza que crecía paralelamente a la confianza que desarrollaba el equipo. Pasara lo que pasara el equipo ganaba. Por lo civil o por lo criminal. Y con remontadas increíbles. Triples en el último suspiro, luchas en el rebote, faltas tácticas. Baloncesto puro y duro. Las virtudes y las carencias del método Pesic.

A Girona ha llegado este método, y sin ninguna diferencia. Si Pesic hizo campeón de Korac al Alba de Berlín no veo porque no puede ganar con una plantilla mucho mejor un título internacional con el Akasvayu. Sólo le veo un defecto a la plantilla confeccionada por su amigo y secretario técnico, Antonio Maceiras. Disponen de pocos efectivos.

Actualmente Pesic tiene a su disposición a tres bases, un alero, un ala pivot y cuatro pivotes. Es decir un total de 9 piezas, ideal para repartir los minutos entre pocos hombres pero poco práctico de cara a encuentros físicos. Akasvayu puede acusar en exceso la ausencia de hombres de refresco en los momentos más trascendentales de la temporada. O sea al final. Puesto que los pilares fundamentales, McDonald y Fucka sobrepasan los 33 años de media. Corren el riesgo de desgaste al someter tanta intensidad en el juego. No confundir con mobilidad, que la hay, sino la intensidad ofensiva y defensiva. No descarto dos fichajes en el perímetro para equilibrar la plantilla, incluso un jugador que sepa imponer un ritmo más lento cuando fuera necesario.

No obstante he de reconocer que la trayectoria de Akasvayu es muy sólida a día de hoy. Pesic ha hecho un conjunto muy elaborado. Bastante solidario, eficaz y demoledor en el contrataque. No es ni mucho menos el mejor equipo de la competición pero quizás junto al TAU es el equipo más competitivo en estos momentos. Y cuando se trata de un equipo de Pesic ya genera respeto.

Etiquetas:

3 Comments:

At 19/10/06 12:22, Anonymous Fausto Alava-Moreno said...

Pesic es uno de los grandes entrenadores europeos y una apuesta segura para conseguir titulos.

Lo mismo que Dusko Ivanovic.

El problema que yo veo son los galones de mando.

Como bien dices, cuando Pesic llegó a Barcelona a sustituir a Aito, tuvo mando en plaza e hizo y deshizo a su antojo.

Consiguio una plantilla que creia en su ideario, y logro resultados.

Que problema tiene Dusko actualmente, según yo lo veo la planificación deportiva la hace Savic, y Dusko traga. De hecho tiene una plantilla que no es de su agrado.

Ojo, no estoy quitando importancia a la calidad de la plantilla del Barcelona, en principio los nombres impresionan, pero no es lo que Dusko necesita.

Dusko necesita gente que se crea su ideario, que luchen cada balón, que no cuestionen sus decisiones ni en el campo ni en el vestuario.

No necesita figuras, del tipo de Navarro, sino obreros del tipo de Sergi Vidal.

Si además se junta con una plantilla de obreros de calidad como las que tuvo en Vitoria, pues fantástico.

Un dato de su etapa en Vitoria.

Os acordais de Arvidas Macijauskas, un alero killer, delgaducho y desgarbado que paso por Vitoria como un ciclón.

Macijauskas llegó a Vitoria con el aval del Europeo, pero con su ojo clínico, ya estaba fichado por el Baskonia antes del verano, y se confiaba tanto en él que se le daba condición de extracomunitario, pasase lo que pasase con el lio de los comunitarios B.

Macijauskas llegó a Vitoria y dijo balón conocido, aro a 3.05 m, esto es lo que yo se hacer. Y en los 3 o 4 primeros partidos de liga cosió a los equipos rivales haciendo actuaciones de 25-30 puntos. Vamos un killer que no necesito de aclimatación.

Pues Dusko rajando en la prensa, que si Mache no defiende ni a su abuela, que si es un escandalo que nos metan 80 puntos. Que vale, que estamos ganando pero cuando realmente nos toquen rivales de entidad ya veremos.

Y con ese discurso semana tras semana consiguio que Mache entrara en su ideario.

Resultado, que el Baskonia para de ganar 100-80 a ganar 85-70 y Dusko contento.

Luego llegaron los 40 segundos fatidicos del 5 partido contra el Madrid. Aquel triple desde la esquina que jubilo a Herreros, y aquel titulo que se marcho a Madrid cuando nunca se tuvo que ir. Y creeis que Dusko hizo examen de conciencia y penso, vaya jodienda saco a Splitter a falta de unos segundos y me pierde dos balones. No podia haber buscado a alguien mas tranquilo. Tal vez yo tengo algo de culpa del desastre. Pues no, a seguir rajando de sus chicos.

Por eso, en Vitoria triunfo, Querejeta confiaba ciegamente en él, y él hacia y deshacia en el terreno deportivo.

Ha habia jugadores que con contratos firmados se han marchado en la pretemporada por no creer en el método Ivanovic, pero la lectura que se hacia desde la prensa en Vitoria era que el jugador era blando, y no aguantaba los duros ritmos de trabajo de Dusko.

Por eso, Pesic lo tuvo más fácil que lo está teniendo Ivanovic.

Con respecto a los equipos más en forma de la competición yo ademas de Tau y Girona metería al Real Madrid, que con 4 partidos han borrado toda sombra de duda de pasadas temporadas.

 
At 19/10/06 12:51, Blogger Capità Enciam said...

@fausto,

Interesante opinión y muy amplia. No obstante no entiendas el post como una crítica para Ivanovic. Simplemente se trata de un post que un asíduo a este foro me sugería bastantes veces.

Comparto tu opinión como la de Velimir sobre el entrenador. Quizás sea todo más bien cuestión de Savic que no del propio Dusko. Soy un partidario de la escuela balcáncia rozando el fanatismo, aunque quizás desde mis líneas se entienda como algo más de exigencia a un proyecto que pintaba excelentemente.

Actualizo post. Tema candente, Ricky Rubio.

Un saludo.

 
At 19/10/06 13:49, Anonymous Fausto Alava-Moreno said...

@ capitá

No, no entiendo el post como una crítica a Ivanovic.

Entiendo el post como una declaración de principios de un entrenador.

Yo también confió en la escuela balcánica, pero no soy ciego y veo cosas que se hacen en muchos sitios que me gustan y que no me gustan.

No entiendo como Dusko siendo como es traga con lo que pasa en Barcelona. No creo que su caracter indomable haya cambiado tanto en 1 año.

Simplemente intento entender la situación, y siento que me faltan datos.

Supongo que la grada no tragaria con que Navarro chupara banquillo, pero bueno convendras conmigo en que el Navarro del Mundial con España no tiene mucho que ver con el Navarro del Palau.

Intento explicar, porque Pesic triunfo en Barcelona, y con Ivanovic están sonando los tambores de guerra. Por supuesto, esto es sólo mi opinión, tan discutible como cualquier otra.

Saludos.

 

Publicar un comentario

<< Home